La otoplastia, también conocida como cirugía de las orejas, es un procedimiento quirúrgico diseñado para corregir deformidades y mejorar la apariencia estética de las orejas.

Ya sea para corregir orejas prominentes, asimetrías u otras irregularidades, esta intervención ha sido una solución efectiva para quienes desean remodelar sus orejas y restaurar la armonía facial.

A lo largo de este artículo, exploraremos en detalle:

  • qué es la cirugía de las orejas
  • los diferentes tipos de deformidades que pueden tratarse
  • cuándo es necesaria esta cirugía
  • en qué consiste el procedimiento quirúrgico, y
  • su aplicación en pacientes pediátricos.

¿Listos para leer esta guía? ¡Vamos a ello!

Cirugía de las orejas

La cirugía de las orejas, conocida técnicamente como otoplastia, es un procedimiento quirúrgico diseñado para corregir malformaciones congénitas, lesiones traumáticas o defectos estéticos en las orejas.

Esta intervención se centra en mejorar la forma, posición o proporción de las orejas para lograr un aspecto más equilibrado y natural en relación con el rostro del paciente. 

En efecto, se modifica el cartílago de la oreja para lograr la forma deseada.

Dependiendo de las necesidades del paciente, se pueden realizar diferentes técnicas, como la remodelación del cartílago, la reducción de lóbulos y la corrección de asimetrías.

Tipos de deformidades en las orejas

Las deformidades en las orejas pueden variar considerablemente y se clasifican en diferentes tipos, incluyendo:

  1. Orejas prominentes (también conocidas como orejas de soplillo): se caracterizan por sobresalir más de lo normal.
  2. Asimetrías: cuando hay una diferencia notable en la forma, posición o tamaño entre ambas orejas.
  3. Lóbulos alargados o desgarrados: pueden ser congénitos o el resultado del uso de aretes pesados con el tiempo.
  4. Ausencia parcial o total del pabellón auricular: deformidades congénitas que pueden implicar la falta de desarrollo total o parcial de las estructuras auriculares.

Es importante destacar que, si bien existen otros tipos menos comunes de deformidades, la solución a estas en general son los procedimientos quirúrgicos, como la otoplastia.

Cuándo es necesaria la cirugía de las orejas

La decisión de someterse a una otoplastia depende de las preferencias del paciente y de la evaluación de un cirujano plástico especializado.

En general, se recomienda considerar esta cirugía en casos donde los factores sean tanto estéticos como funcionales.

Algunas de las razones comunes en las que se consideran la cirugía de las orejas incluyen:

  • Problemas funcionales

En casos más severos, ciertas deformidades pueden afectar la audición o causar molestias físicas.

  • Dificultades emocionales

Las orejas prominentes o asimétricas pueden afectar la autoestima y la confianza en uno mismo, especialmente en la infancia y la adolescencia.

  • Deseo de mejora estética

Algunas personas simplemente desean mejorar la apariencia de sus orejas para sentirse más seguras y satisfechas con su aspecto.

En qué consiste el procedimiento

El procedimiento de otoplastia generalmente se realiza en un entorno ambulatorio y con anestesia local o general, según la complejidad del caso y las preferencias del paciente.

A continuación, se describen los pasos generales del procedimiento:

  • Evaluación exhaustiva del paciente

Se comienza con una evaluación exhaustiva de cada paciente para valorar las deformidades que causan el problema.

  • Incisión

Se realiza una pequeña incisión en la parte posterior de la oreja o dentro del pliegue natural para minimizar las cicatrices visibles.

  • Remodelación del cartílago

Se ajusta y remodela el cartílago de la oreja para corregir la deformidad o lograr la forma deseada.

  • Suturas

Se utilizan suturas para cerrar la incisión y mantener la nueva forma de la oreja.

  • Vendaje

Se coloca un vendaje alrededor de la cabeza para proteger las orejas durante el proceso de curación.

El procedimiento se realiza generalmente bajo anestesia local o general y puede durar varias horas, dependiendo de la complejidad del caso.

Niño cubre sus orejas con sus mano con expresión en el rostro como si estuviera sorprendido

Cirugía de las orejas en niños

La otoplastia es frecuentemente recomendada y segura para niños mayores de cinco años, cuando el cartílago de la oreja ya ha alcanzado un desarrollo suficiente.

La cirugía temprana puede ayudar a evitar posibles problemas emocionales relacionados con orejas prominentes durante la infancia y la adolescencia; sin embargo, es esencial evaluar la madurez física y emocional del niño antes de considerar la otoplastia.

Cirugía de las orejas en Málaga

Si buscas mejorar la forma y la posición de tus orejas quizá necesites conversar con nuestros expertos en otoplastia en Málaga.

Contamos con un equipo altamente capacitado de especialistas en cirugía de orejas que utiliza las últimas tecnologías y técnicas quirúrgicas para garantizar procedimientos precisos y resultados satisfactorios.

¡Ponte en contacto con nosotros para tener más información!

Loading...